Bible verses about "tamar" | JBS

1 Chronicles 2:1-55

1 Estos son los hijos de Israel: Rubén, Simeón, Leví, Judá, Isacar, Zabulón, 2 Dan, José, Benjamín, Neftalí, Gad, y Aser. 3 Los hijos de Judá: Er, Onán, y Sela. Estos tres le nacieron de la hija de Súa, la cananea. Y Er, primogénito de Judá, fue malo delante del SEÑOR; y El lo mató. 4 Y Tamar su nuera le dio a luz a Fares y a Zera; y así todos los hijos de Judá fueron cinco. 5 Los hijos de Fares: Hezrón y Hamul. 6 Y los hijos de Zera: Zimri, Etán, Hemán, y Calcol, y Dara; por todos cinco. 7 Hijo de Carmi fue Acár, el que alborotó a Israel, porque prevaricó en el anatema. 8 Azarías fue hijo de Etán. 9 Los hijos que le nacieron a Hezrón: Jerameel, Ram, y Quelubai. 10 Y Ram engendró a Aminadab; y Aminadab engendró a Naasón, príncipe de los hijos de Judá; 11 y Naasón engendró a Salmón, y Salmón engendró a Booz; 12 y Booz engendró a Obed, y Obed engendró a Jessé; 13 y Jessé engendró a Eliab, su primogénito, el segundo Abinadab, y Simea el tercero; 14 el cuarto Natanael, el quinto Radai; 15 el sexto Ozem, el séptimo David; 16 de los cuales Sarvia y Abigail fueron hermanas. Los hijos de Sarvia fueron tres: Abisai, Joab, y Asael. 17 Abigail engendró a Amasa, cuyo padre fue Jeter, el ismaelita. 18 Caleb hijo de Hezrón engendró a Jeriot de su mujer Azuba. Y los hijos de ella fueron Jeser, Sobab, y Ardón. 19 Y muerta Azuba, tomó Caleb por mujer a Efrata, la cual le dio a luz a Hur. 20 Y Hur engendró a Uri, y Uri engendró a Bezaleel. 21 Después entró Hezrón a la hija de Maquir padre de Galaad, la cual tomó siendo él de sesenta años, y ella le dio a luz a Segub. 22 Y Segub engendró a Jair, el cual tuvo veintitrés ciudades en la tierra de Galaad. 23 Y Gesur y Aram tomaron las ciudades de Jair de ellos, y a Kenat con sus aldeas, sesenta lugares. Todos éstos fueron de los hijos de Maquir padre de Galaad. 24 Y muerto Hezrón en Caleb de Efrata (Belén), Abías mujer de Hezrón le dio a luz a Asur padre de Tecoa. 25 Y los hijos de Jerameel primogénito de Hezrón fueron Ram su primogénito, Buna, Orén, Ozem, y Ahías. 26 Y tuvo Jerameel otra mujer llamada Atara, que fue madre de Onam. 27 Y los hijos de Ram primogénito de Jerameel fueron Maaz, Jamín, y Equer. 28 Y los hijos de Onam fueron Samai, y Jada. Los hijos de Samai: Nadab, y Abisur. 29 Y el nombre de la mujer de Abisur fue Abihail, la cual le dio a luz a Ahbán, y a Molid. 30 Y los hijos de Nadab: Seled y Apaim. Y Seled murió sin hijos. 31 E Isi fue hijo de Apaim; y Sesán, hijo de Isi; e hijo de Sesán, Ahlai. 32 Los hijos de Jada hermano de Samai: Jeter y Jonatán. Y murió Jeter sin hijos. 33 Y los hijos de Jonatán: Pelet, y Zaza. Estos fueron los hijos de Jerameel. 34 Y Sesán no tuvo hijos, sino hijas. 35 Y tuvo Sesán un siervo egipcio, llamado Jarha, al cual dio Sesán por mujer a su hija; y ella le dio a luz a Atai. 36 Y Atai engendró a Natán, y Natán engendró a Zabad; 37 y Zabad engendró a Eflal, y Eflal engendró a Obed; 38 y Obed engendró a Jehú, y Jehú engendró a Azarías; 39 y Azarías engendró a Heles, Heles engendró a Elasa; 40 Elasa engendró a Sismai, y Sismai engendró a Salum; 41 y Salum engendró a Jecamías, y Jecamías engendró a Elisama. 42 Los hijos de Caleb hermano de Jerameel fueron: Mesa su primogénito, que fue el padre de Zif; y de sus otros hijos, Maresa, padre de Hebrón. 43 Y los hijos de Hebrón: Coré, Tapúa, Requem, y Sema. 44 Y Sema engendró a Raham, padre de Jorcoam; y Requem engendró a Samai. 45 Maón fue hijo de Samai, y Maón padre de Bet-sur. 46 Y Efa, concubina de Caleb, le dio a luz a Harán, a Mosa, y a Gazez. Y Harán engendró a Gazez. 47 Y los hijos de Jahdai: Regem, Jotam, Gesam, Pelet, Efa, y Saaf. 48 Maaca, concubina de Caleb, le dio a luz a Seber, y a Tirhana. 49 Y también le dio a luz a Saaf padre de Madmana, y a Seva padre de Macbena, y padre de Gibea. Y Acsa fue hija de Caleb. 50 Estos fueron los hijos de Caleb, hijo de Hur, primogénito de Efrata: Sobal, padre de Quiriat-jearim; 51 Salma, padre de Belén; Haref, padre de Bet-gader. 52 Y los hijos de Sobal padre de Quiriat-jearim, el cual era señor de la mitad de Hamenuhot. 53 Y las familias de Quiriat-jearim fueron los itritas, los futitas, los sumatitas, y los misraítas; de los cuales salieron los zoratitas, y los estaolitas. 54 Los hijos de Salma: Belén, y los netofatitas, los cuales son las coronas de la casa de Joab, y de la mitad de los manahetitas, los zoraítas. 55 Y las familias de los escribas, que moraban en Jabes, fueron los tirateos, simeateos, sucateos; los cuales son los ceneos que vinieron de Hamat, padre de la casa de Recab.

2 Samuel 13:1-39

1 ¶ Aconteció después de esto, que teniendo Absalón hijo de David una hermana hermosa que se llamaba Tamar, se enamoró de ella Amnón hijo de David. 2 Y estaba Amnón angustiado hasta enfermar, por Tamar su hermana; porque por ser ella virgen, parecía a Amnón que sería cosa dificultosa hacerle algo. 3 Y Amnón tenía un amigo que se llamaba Jonadab, hijo de Simea, hermano de David; y era Jonadab hombre muy astuto. 4 Y éste le dijo: Hijo del rey, ¿por qué de día en día vas así enflaqueciendo? ¿No me lo descubrirás a mí? Y Amnón le respondió: Yo amo a Tamar la hermana de Absalón mi hermano. 5 Y Jonadab le dijo: Acuéstate en tu cama, y finge que estás enfermo; y cuando tu padre viniere a visitarte, dile: Te ruego que venga mi hermana Tamar, para que me conforte con alguna comida, y aderece delante de mí alguna vianda, para que viéndola yo, la coma de su mano. 6 Se acostó, pues, Amnón, y fingió que estaba enfermo, y vino el rey a visitarle; y dijo Amnón al rey: Yo te ruego que venga mi hermana Tamar, y haga delante de mí dos hojuelas, que coma yo de su mano. 7 Y David envió a Tamar a su casa, diciendo: Ve ahora a casa de Amnón tu hermano, y hazle de comer. 8 Entonces fue Tamar a casa de su hermano Amnón, el cual estaba acostado; tomó harina, amasó e hizo hojuelas delante de él, y las aderezó. 9 Tomó luego la sartén, y las sacó delante de él; mas él no quiso comer. Y dijo Amnón: Echad fuera de aquí a todos. Y todos se salieron de allí. 10 Entonces Amnón dijo a Tamar: Trae la comida a la alcoba, para que yo coma de tu mano. Y tomando Tamar las hojuelas que había aderezado, las llevó a su hermano Amnón a la alcoba. 11 Y cuando ella se las puso delante para que comiera, él la asió con fuerza, diciéndole: Ven, hermana mía acuéstate conmigo. 12 Ella entonces le respondió: No, hermano mío, no me hagas fuerza; porque no se hace así en Israel. No hagas tal locura. 13 Porque, ¿dónde iría yo con mi deshonra? Y aun tú serías estimado como uno de los locos de Israel. Te ruego, pues, ahora que hables al rey, que no me negará a ti. 14 Mas él no la quiso oír; antes pudiendo más que ella la forzó, y se echó con ella. 15 La aborreció luego Amnón de tan grande aborrecimiento, que el odio con que la aborreció después fue mayor que el amor con que la había amado. Y le dijo Amnón: Levántate y vete. 16 Y ella le respondió: No hay razón; mayor mal es éste de echarme, que el que me has hecho. Mas él no la quiso oír; 17 antes llamando a su criado que le servía le dijo: Echame ésta allá fuera, y tras ella cierra la puerta. 18 (Y tenía ella sobre sí una ropa de colores, traje que las hijas vírgenes de los reyes vestían.) Y su criado la echó pues fuera, y cerró la puerta tras ella. 19 Entonces Tamar tomó ceniza, y la esparció sobre su cabeza, y rasgó su ropa de colores de que estaba vestida, y puestas sus manos sobre su cabeza, se fue gritando. 20 Y le dijo su hermano Absalón: ¿Ha estado contigo tu hermano Amnón? Pues calla ahora, hermana mía; tu hermano es; no pongas tu corazón en este negocio. Y se quedó Tamar desconsolada en casa de Absalón su hermano. 21 ¶ Y luego que el rey David oyó todo esto, estuvo muy enojado. 22 Mas Absalón no habló con Amnón ni malo ni bueno, bien que Absalón aborrecía a Amnón, porque había forzado a Tamar su hermana. 23 Y aconteció pasados dos años, que Absalón tenía esquiladores en Bala-hazor, que está junto a Efraín; y convidó Absalón a todos los hijos del rey. 24 Y vino Absalón al rey, y le dijo: He aquí, tu siervo tiene ahora esquiladores; yo ruego que venga el rey y sus siervos con tu siervo. 25 Y respondió el rey a Absalón: No, hijo mío, no vamos todos, para que no te seamos gravosos. Y aunque porfió con él, no quiso ir, mas lo bendijo. 26 Entonces dijo Absalón: Si no, te ruego que venga con nosotros Amnón mi hermano. Y el rey le respondió: ¿Para qué ha de ir contigo? 27 Y como Absalón lo importunara, dejó ir con él a Amnón y a todos los hijos del rey. 28 Y había Absalón dado orden a sus criados, diciendo: Ahora bien, mirad cuando el corazón de Amnón estará alegre del vino, y cuando yo os dijere: Herid a Amnón, entonces matadle, y no temáis; que yo os lo he mandado. Esforzaos pues, y sed valientes. 29 Y los criados de Absalón hicieron con Amnón como Absalón lo había mandado. Se levantaron luego todos los hijos del rey, y subieron todos en sus mulos, y huyeron. 30 ¶ Y estando aún ellos en el camino, llegó a David el rumor que decía: Absalón ha dado muerte a todos los hijos del rey, que ninguno de ellos ha quedado. 31 Entonces levantándose David, rasgó sus vestidos, y se echó en tierra, y todos sus siervos tenían rasgados sus vestidos. 32 Y Jonadab, hijo de Simea hermano de David, habló y dijo: No diga mi señor que han matado a todos los jóvenes hijos del rey, ya que sólo Amnón ha muerto; porque en la boca de Absalón estaba puesto desde el día que Amnón forzó a Tamar su hermana. 33 Por tanto, ahora no ponga mi señor el rey en su corazón tal palabra que dice: Todos los hijos del rey han muerto; porque sólo Amnón ha muerto. 34 Absalón huyó luego. Entre tanto, alzando sus ojos el joven que estaba de atalaya, miró, y he aquí mucho pueblo que venía a sus espaldas por el camino hacia el monte. 35 Y dijo Jonadab al rey: He allí los hijos del rey que vienen; porque así es como tu siervo ha dicho. 36 Y cuando él acabó de hablar, he aquí los hijos del rey que vinieron, y alzando su voz lloraron. Y también el mismo rey y todos sus siervos lloraron con muy grandes lamentos. 37 Mas Absalón huyó, y se fue a Talmai hijo de Amiud, rey de Gesur. Y David lloraba por su hijo todos los días. 38 Y después que Absalón huyó y se fue a Gesur, estuvo allá tres años. 39 Y el rey David deseó ver a Absalón; porque ya estaba consolado acerca de Amnón que había muerto.

Topical data is from OpenBible.info, retrieved November 11, 2013, and licensed under a Creative Commons Attribution License.